El origen de las caricias

El acicalamiento o grooming (en inglés) es ese comportamiento que todos hemos observado en alguna ocasión, ya sea en documentales o zoológicos, en el que dos o más individuos parecen despiojarse unos a otros por turnos. Pero el sentido de este comportamiento van mucho más allá de lo aparente, ya que además de una función higiénica, el acicalamiento tiene otros usos sociales de gran utilidad para los primates no humanos. Por ejemplo, existe una correlación entre el tiempo que emplean dos sujetos en acicalarse y la calidad de la relación que mantienen. Por lo tanto, este actúa de pegamento social y refuerza las relaciones de grupo, como en humanos lo hacen las conversaciones, las caricias, las miradas, etc.

En primates no-humanos, el acicalamiento tiene otras funciones sociales y emocionales, a parte de higiénicas.


El grooming también es un buen indicador de la probabilidad de que aparezcan otros comportamientos prosociales como la ayuda y la reciprocidad. Las investigaciones demuestran que los individuos suelen cooperar más tras haber dedicado gran cantidad de tiempo a este tipo de actividad. Además, los animales que pasan tiempo acicalándose tienen más posibilidad de compartir comida que los que no lo han hecho. Una estrategia recurrente en muchas especies de primates consiste en ofrecer sesiones de grooming a cambio de alimento. De la misma manera, los machos tratan de cuidar las relaciones con las hembras invirtiendo tiempo en estos comportamientos, ya que es una manera eficaz de establecer “amistad” con ellas.

Tras las reconciliaciones, es frecuente observar como la mayoría de las especies de primates se ofrecen sesiones de acicalamiento mutuo, que reducen la tensión entre los rivales y devuelven el equilibrio al grupo, algo que resulta fundamental para la supervivencia del colectivo. Es común que el individuo dominante o el ganador sea el que inicie la sesión de reconciliación ya que es el principal interesado en una jerarquía estable. De la misma manera, si la víctima continúa estresada, algún compañero no involucrado en la reyerta se puede acercar y consolarlo a través de este tipo de contactos, junto con otros, como abrazos y roces.

El macho dominante del grupo suele iniciar las sesiones de grooming para reestablecer el equilibrio del grupo. (Imagen: usuario de Flickr).

Las alianzas también se forjan a través de estos mecanismos. Sabemos esto porque la probabilidad de que una petición de ayuda o auxilio sea atendida es mayor cuando han dedicado tiempo a la relación mediante grooming. Esto no es de extrañar, ya que como ocurre en las organizaciones humanas, no existe liderazgo sin una red de alianzas que asegure tu posición ante la pujanza de otras coaliciones. Por esta razón podemos conocer la intensidad de una relación entre dos sujetos por el tiempo empleado en ello. La fórmula es simple, a más tiempo dedicado, más amigos somos y más fuerte es nuestro vínculo. Estos datos son coherentes con otros que concluyen que la calidad de las relaciones sociales dependen fundamentalmente de tres factores: valor percibido de la relación, seguridad de que el otro no cambiará con el tiempo y compatibilidad o historial de intercambios entre ambos.

En un análisis detallado de 44 especies de primates llevado a cabo por el antropólogo evolutivo Robin Dunbar, se encontró una relación entre el tiempo dedicado al grooming y el tamaño del grupo. Estos resultados sugieren que estas conductas son formas o tecnologías sociales con las que hacer frente a las complejidades de la vida colectiva. El problema del grooming es que el número de individuos con los que se puede mantener relaciones es limitado, mientras que con el lenguaje, los humanos podemos transmitir la importancia de nuestra relación a un mayor número de personas al mismo tiempo.

Aunque debemos seguir prestando atención a este tipo de comportamientos, cuando los observemos, no debemos olvidar que estamos frente a lo que podría ser el origen de las caricias. Un poderoso lenguaje arcaico cuyo idioma vehicular es el tacto. Además, los efectos fisiológicos de esta actividad en primates son similares a los que provocan los roces y las palabras en los seres humanos. Los resultados indican que se produce un descenso en el ritmo cardiaco y se liberan hormonas asociadas a la sensación de bienestar.

10 pensamientos en “El origen de las caricias

  1. Pingback: Tweets that mention Somos Primates » El origen de las caricias -- Topsy.com

  2. Qué razón tiene el dicho: “el roce hace el cariño”. Sin tocarnos no producimos esa oxitocina que nos mantiene “pegados” el uno al otro. Así que más tacto (de tocar) y más cháchara con los amiguetes, que si no les perdemos.

    Me gusta

  3. Pingback: El origen de las caricias

  4. Es increíble. Lo importante que son los 5 sentidos para cualquier mamífero. Es algo similar a la caricia de los delfines, cuya terapia se recomienda para personas con deficiencia (autismo, Síndrome de Down,…) y es que el contacto animal, del tipo que sea, estimula los sentidos y desarrolla esa actividad social que caracteriza a los primates (evolucionados o no). Gran artículo.

    Me gusta

  5. Sin duda, el grooming representa muy bien lo que para nosotros es la “charla intrascendente”, que a pesar de recibir ese nombre, en realidad, tiene un valor bastante trascendente ya que es el “pegamento”, como tú dices, con el que se crea y mantiene la red social, además de ser la puerta de entrada de un contacto más íntimo. En el grooming, uno hace un favor a otro, le dedica un tiempo de alivio, se presenta disponible durante un tiempo para gratificar, en una palabra, se presenta como un individuo dispuesto a dar, a ofrecer sus servicios, como alguien en el que se puede, por tanto, confiar. La confianza es la clave de las relaciones.
    Aunque el grooming vuelve a poner el acento en la proximidad, el tacto y la gratificación (relacionado con la caricia), mi impresión es que son las primeras conductas de apego: mantenerse agarrados al cuerpo, lamer, frotarse con la cara o mordisquear, una base anterior para las caricias. Al fín y al cabo, la caricia es algo que se prodiga en las relaciones íntimas o cuando las personas estamos vulnerables, y nos devuelve a la situación de seguridad original. Quizá el grooming represente un segundo nivel, más público, una especie de caricia “social” pero con la misma función de vincularnos.
    Muchas gracias por tu estímulo, es genial el blog.

    Me gusta

  6. hola! el acicalar es para asearce, intercambiarla por alimento, para demostrar cariño, mejorar las relaciones sociales.
    me gusto mucho esa informacion
    y el video
    deberia haber lanzado la vola de nieve! jajajaja
    es algo sorprendente
    no creen!!!
    chaupp!!!!
    los quiero !!!!!!!!!
    aparte de todo esto les cuento un chiste
    q le dice un bosque a otro bosque ahahahahah
    respuesta: vos que jajajajajajaja :p C:

    Me gusta

  7. Hola a todos,

    Lo oscuro va clareando, a medida que va saliendo de una forma, efectiva e inteligente, a la claridad. En un tornado, la parte de abajo es un punto girando sobre sí mismo y que va encontrando expresión y apertura a medida que lo vamos mirando en sentido contrario, hacia la parte de arriba del mismo.

    En la rabadilla del ser humano, la ciática, nos habla de que en esa zona de abajo de la columna, los pinzamientos de nervios, provocan dolores insufribles. Sin embargo, a esa mismas alturas, vemos que el ser humano y los animales, juegan a la cópula y al cosquilleo provocado por los nervios de las entretelas delanteras y traseras. Y por el simple hecho, de que haya una salida final, lo insufrible, se torna en un rato de jadeos, escupitajo incluido y de bonito.

    Toda idea, tiene su asiento en una emoción. La emoción en la tripa, como las raíces de un árbol, serán las lianas que retorciéndose y bloqueándose entre sí, trabajarán como siervos del corazón, para contrarrestar y retener todo intento de una mente desintegrada del propio cuerpo, de pajarear, de ir por libre y vivir la mayor parte del día en una búsqueda frenética fuera de excitación y estrés puramente mental. Lo que se asegurará, con una respiración superficial y clavicular y que no lo vinculará con el propio cuerpo.

    Por los hechos y los comportamientos que constatamos, podemos intuir que el primer movimiento de esas raíces interiores, que solo sabían de retener, de retorcerse y agarrar ( TENSION ) para contrarrestar los impulsos y fogonazos de la mente arriba, SU OPUESTO EN EL CICLO DE LA DISTENSIÓN , y en su discurrir y abrirse hacia arriba, se expresarán sicológicamente como la necesidad de abrirse, del contacto, de tocar , de expresar con las manos, con el cuerpo.

    Eso que el líder, se ocupa de que trás su INICIAL TENSIÓN por las disputas , SE RELAJE EN TODA LA MANADA. Si lo vemos imparcialmente desde fuera, veremos que son simples movimientos inevitables, de un equilibrio más grande, que va marcando sus leyes a todo ser viviente, que juega a quemarse en el mundo de los opuestos.

    Para ir enseñando cómo lo oscuro, empieza desde el último animal de la clase a ir hacia la claridad. De cómo lo irracional DENTRO, tras un ciclo que habrá de pasar por los pares de opuestos ( tensión – distensión ), avanza hacia la racionalidad ( visceralidad – sexualidad – emocionalidad- sentimiento ) y se va expresando en todas las criaturas vivientes inteligentemente . La emoción, aspirando ya a ser sentimiento compartido.

    Todo, tras la tensión de un primer amor del elemento fuego ( tensión – distensión ) va encontrando su cauce en un Amor más grande de los 5 elementos desplegados e interactuando en la acción, ya no interiormente, sino en el exterior y con el otro( AIRE, espacios abiertos, el otro ).

    Y que en la persona, además de con las caricias y el contacto, ya se expresa como bien decís en/con la inteligencia de las palabras .Y todo ello, ya nos invitará abierta e inteligentemente, a funcionar con un sentimiento, dirigido a todos y negado a ninguno, expresado en la acción y visualizado de mil formas evolutivas.

    • Amor de los 5 elementos desplegados. Éter, como fuerza integradora de los 4 primeros.

    • Necesidad de vivirnos abiertamente en un universo expandido que nos dará sin esfuerzo, la visión exacta y dinámica de lo que somos.

    • El hombre se va haciendo persona y dejando de ser animal, desde que con la respiración consciente, llevada a todas las raíces del cuerpo, las va informando, acariciando, hablándolas de una dimensión distinta, informándolas que hay otra alternativa al retorcer y agarrase y vinculándolas inevitablemente con lo de fuera. Haciendo que dentro y fuera, sean solo el teatro del amor en la acción y la caricia, su GUINDA Y TARJETA DE VISITA.

    Me gusta

  8. Pingback: Acaríciame « PLANO CREATIVO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s